Surgimiento y decadencia de las criptomonedas

Las variaciones del valor son más violentas que la economía tradicional


Las historias de enriquecimiento súbito con las criptomonedas causaron un revuelo entre las personas atraídas por el dinero fácil y las ganancias exorbitantes. La cosa siguió funcionando durante varios años, hasta que comenzaron los problemas típicos de la actividad económica.

Los gobiernos, por supuesto, querían obtener una tajada del botín que obtienen los ciudadanos, por lo cual se comenzó a buscar maneras de regular la actividad económica para que no fuera anónima y conocer cuánto y cuando cobrar impuestos.

Las noticias de que El Salvador haría obligatorio el aceptar Bitcoin trajo alguna esperanza a los aficionados de las criptomonedas, pero en par de semanas el furor se había convertido en una pesadilla en el país centroamericano.
Entonces llegó la prohibición en China. El tráfico de criptomonedas es un derecho en un país y un crimen en otro.

¿Cuál es el problema con las criptomonedas?

No están respaldadas ni reguladas por los bancos centrales y eso causa el recelo de los gobiernos. Las transacciones son seguras y anónimas, por lo que los criminales le sacan partido al uso de monedas digitales para sus actividades ilícitas.

Otro aspecto es la falta de control en el comportamiento del mercado. Un "twit" de Elon Musk causó una caída del valor en menos de 24 horas, cuando anunció que no iba a aceptar pagos en Bitcoin para los autos Tesla, mientras que la noticia de El Salvador causó que aumentara.

¿Es arriesgado invertir en criptomonedas?

El problema básico para el "inversionista" común es más evidente. Como en toda inversión, existe riesgo de pérdida sin importar si es en la Bolsa de Valores, una empresa propia o en las monedas digitales. El problema es que las fluctuaciones del valor de las criptomonedas son muy violentos y marcados. Un día sube como la espuma y al siguiente se estrella estrepitosamente.

Los que invirtieron temprano están invitando a otros que inviertan, para ellos recuperar el valor de la inversión y retirarse con ganancias. Los nuevos inversionistas se quedan "cargando la bolsa" introduciendo dinero real en el sistema y asumiendo la pérdida.

Palabras finales

Si piensas invertir en criptomonedas, debes hacer consciente de que hay un riesgo de pérdida. En vez de invertir, estarás apostando en un casino y ya sabes que la casa siempre gana. Si aprendes a montar la ola de las fluctuaciones, debes educarte, como hacen los que invierten en la Bolsa de Valores y aprender a comprar barato y vender caro, pero sobre todo, ¡no pongas todos los huevos en una sola canasta!

Comentarios